una más de tantas mentiras

Y te volví a ver, en el mismo contexto que siempre, pero algo ya había cambiado.

Ya no hablamos como antes, ya no me buscas entre la gente, es más, huyes.

En cambio yo, como siempre, cada vez que te veo, me quedo paralizada, sin saber que hacer o que decir, todo mi cuerpo empieza a temblar y cuando eso ocurre, se que ya me perdí.

Mucha veces me repito que ya no te hablaré, ya no te buscaré ni te saludaré, pero como siempre y como de costumbre, me traiciono a mi misma, hablándote por Facebook, escribiéndote un Whatsapp o simplemente viendo fotos y demás cosas tuyas.

Me intento engañar a mi misma, diciéndome que no siento nada, que me alejé o me alejaste a tiempo, pero eso solo es una más de tantas mentiras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todo blog se hace grande gracias a los comentarios, por lo que son bien recibidos siempre que sean con respeto :)